Este blog está compuesto de información para el aprendiz y el que quiere saber, no se hacen trabajos mágicos ni terapéuticos, tampoco se hacen tiradas de tarot.

miércoles, 21 de febrero de 2018

¿A qué me dedico espiritualmente?

Por lo general, aunque os hablo de un montón de cosas en mis blogs paganos, nunca jamás me abro, nunca jamás cuento que hago en realidad, a qué me dedico espiritualmente, y es que soy de la opinión de que en este mundo "mágico-espiritual" hay cosas que deben quedar para tí y solo para tí, a pesar de que a algunos les gustaría que contaras absolutamente todo. De hecho, cuando algunos me han conocido en persona, me he callado y he observado, en vez de querer destacar o liderar. Pero sí que he querido hacer esta entrada contándoos que hago actualmente ya que por un lado, los que me seguís desde el principio, pienso que a veces os quedáis en lo que hacía hace 10 años, o algunos decís que no podéis seguir el ritmo que llevo, y por otro lado, voy conociendo a mucha gente nueva, más joven, y siento que necesito definirme un poco y explicar que hago o qué soy yo en este contexto mágico-espiritual.


Siempre he tenido una manera de actuar muy marcada desde que empecé en esto, creo que en cierto modo me desvié durante los años que fui wiccana, precisamente porque la mayoría de libros que encontraba para aprender eran wiccanos, pero personalmente la wicca me asfixiaba, me limitaba, porque básicamente yo soy una exploradora, una buscadora, y me gusta experimentar, en wicca sentía que todos los campos están cerrados, y las cosas tienen que ser de una determinada manera que para mí no tenían lógica, y cuando miraba hacia atrás, a lo que hacían las culturas antiguas, esa estructura tampoco tendría sentido para esas culturas. Así que volví a seguir mi naturaleza y lo que mi interior y mi lógica me decían.

Cuando llegué a Ásatrú, y sobre todo en los años en los que he estudiado más en serio, me di cuenta de que Ásatrú no me limita, sino que al contrario que en Wicca, he encontrado muchas respuestas que buscaba desde hace muchos años, pero sinceramente, los primeros indicios de la cultura en la que se basa Ásatrú datan de la edad de piedra, y hasta que el cristianismo llegó al último sitio que quedaba por "conquistar", que fue Islandia, esa franja de tiempo comprende miles de años para crear, organizar, estructurar y evolucionar una religión o más bien cultura, y por eso, aunque Ásatrú sea un concepto actual, se centra en toda esa cultura, mitología, experiencias, tradiciones, etc, tal como ellos las vivían, y tiene respuestas para todo lo que yo busco. Así que sí, ser asatruar ha sido un auténtico alivio espiritual.

Por otro lado me leéis y algunos me escucháis hablar sobre chamanismo, a algunos esto les lleva mucho a confusión, porque escuchan la palabra chamanismo y automáticamente piensan en nativos americanos y creen que estoy estudiando dos cosas o culturas distintas. Entonces llegados a este punto quiero explicar algo, términos como chamán y chamanismo son usados en antropología para describir ciertos puntos comunes en cuanto a lo mágico-espiritual que tienen entre sí antiguas culturas encontradas en todo el mundo, y estos chamanes de distintas partes del mundo, no se llaman a sí mismos chamanes, tienen sus propios nombres para su "oficio", cuando leemos chamán, o bien es porque se habla desde un punto de vista antropológico, o porque estamos hablando de "chamanismo universal", que es lo que he explicado antes, todos esos puntos en común. Por lo tanto, ¿había chamanes en la cultura nórdica? sí, ¿se llamaban chamanes? no, ¿puedo estudiar chamanismo y Ásatrú? sí, pero yo nunca he afirmado que sea "chamana", si que muchas veces os digo que soy de tendencias chamánicas, o que mi trabajo es de naturaleza chamánica, para describir un poco, quizás cripticamente, qué es lo que hago.

¿Qué nombre me daría si tuviera que dar un nombre a lo que hago? a estas alturas de mi vida no me llamo a mi misma bruja, podéis verlo en las etiquetas de algunas de mis fotos en instagram o twitter o en el título de este blog, pero porque sigo trabajando con hierbas como toda la vida, y por eso soy "la bruja verde", pero no me describiría como una bruja, no hago hechizos, no enciendo velas para conseguir cosas, practicamente no trabajo estas cosas en el plano físico, a no ser que haga una celebración por ejemplo de un blót, o que eche las cartas, o purifique unas piedras, o haga baños rituales. Pienso que este tipo de etiquetas nos encasillan mucho, "bruja", "chamán", "mago", también pienso que si necesitas alguna de estas etiquetas para describir lo que haces nadie mejor que tú puede por lógica expresarla, yo si me paro a pensar mucho diría que hago trabajo chamánico, que por lógica soy una "volva", (no "seidkona" porque no he estudiado "seidr"),  soy una buscadora, "trabajadora-espiritual", "pathwalker", "worldwalker" o "caminante de mundos" (esta última sí, describe lo que hago a diario, creo que es la más concreta). 

Entonces, ¿qué hago a diario?, para empezar hago mucho caso a mi intuición, a las señales, los presentimientos, los sueños premonitorios, las visiones, etc, y trabajo con ello. "Camino entre mundos" si podemos llamarlo así, todos los días, pero para hacer un trabajo ligero centrado en la búsqueda de información, respuestas, y arreglar algunos asuntillos mios que se tercien, sobre todo me centro en el desarrollo personal, en mi aprendizaje y evolución, en mi formación, y en la exploración. Trabajo con mis dioses, pero no desde un altar, sino yendo a buscarlos, trabajo con mis guías, guardianes, animales de poder, algunos landvaettir, con energías, eso también es muy frecuente en mí, trabajar con energías. 

También podéis verme trabajando con el Tarot y con los cristales, algo que intento hacer para trabajar también aquí, en el plano físico, porque uno de mis defectos es que lo doy todo, y hay que tener un equilibrio, si trabajas solo en el otro lado, no es bueno, desatiendes la parte física, así que trabajar un poco con herramientas materiales como estas me ayuda, aunque muchas veces, acabas a través de ellas también trabajando con tu intuición, sensibilidad, psiquismo.

En cuanto a trabajo energético, pues en ocasiones me dedico a la curación, pero también trabajo con los típicos escudos y protecciones, limpiezas, quitar energías y traer otras, romper vínculos, romper cosas malas que hacen otros, arreglar los típicos desaguisados que se causan tanto por un trauma o enfermedad como porque alguien envidia a otro y la lía parda, etc, etc. 

Creo que ya he descrito bastante lo que hago en esta época de mi vida, y hacia que ha evolucionado mi trabajo mágico-espiritual. Es algo que llevo al corriente día a día, me dedico a ello a diario, es decir, no 8 veces al año hablo con mis dioses o hago ofrendas, no, para mí este trabajo es diario. 

Y por último quiero expresar algo  para los que no entienden o se resisten al cambio, todavía hay personas que me dice "tú eras wiccana", "¿cómo demonios te has hecho asatruar?", "ahora esto, luego lo otro". La espiritualidad es un proceso, si entras en el camino mágico-espiritual, es de por vida, un aprendizaje de por vida, si te quedas en algo que no va contigo  o no encaja contigo, ¿qué sentido tiene?, ¿no quieres buscarte y conocerte a tí mismo?, ¿no quieres conocer tu potencial?, y si tu sabes que puedes dar más ¿te vas a quedar encasillado en algo porque todos tus amigos o conocidos hacen eso concretamente?, cada uno de nosotros somos distintos, y en este proceso espiritual tenemos que recorrer un camino muy concreto que pasará por distintos puntos. Sí, yo he vivido una parte completamente esotérica cuando era una cría, he pasado por una fase wiccana en mi fase post-adolescente, y he llegado a una  fase adulta en que soy asatruar y en la que realmente me veo muy afín al trabajo chamánico y al trabajo no físico, es un proceso, que fluye, no puedes evolucionar ni puedes crecer en este camino si te quedas sí o sí en el mismo lugar incluso cuando sabes que ese lugar no es para tí. Ahora estoy a gusto, cómoda, haciendo algo que sé que es para mí porque tengo las capacidades necesarias, ¿a dónde me llevará el futuro? no lo sé, solo quiero crecer y evolucionar. 

Espero que os haya gustado esta entrada y me conozcáis un poco más.
Es un texto original de Dandelion, La bruja verde, todos los derechos reservados. 


7 comentarios:

Gus Guerra Diaz dijo...

Madre mía los años que llevo leyéndote y cómo he aprendido... Ahora te siento renovada... como si hubieses renacido, me encanta lo que haces, cuando le hablo de ti a gente cercana les digo que soy totalmente FAN! Me alegro mucho de que sigas estos senderos mucho más profundos. Un abrazo muy fuerte para ti.

Dandelion La Bruja Verde dijo...

Muchas gracias Gus, siento que estamos muy en la misma onda.

Sandylove a dijo...

hay tantos caminos y formas de caminar que no podríamos tener solo una etiqueta, yo simple digo soy un espíritu libre.
bendiciones desde México.

Nuhmen Delos dijo...

Me encanta la última parte de tu reflexión respecto a los caminos y las etiquetas. Parece que si durante una temporada seguimos tal sendero espiritual, estamos obligados de por vida a permanecer en él, cuando lo bueno que tiene la espiritualidad es que nos permite explorar nuestro potencial.

¡Gran entrada!

N ~

Dandelion La Bruja Verde dijo...

Sandylove, me recuerda a una frase que dicen mucho en una serie, "soy una hoja movida por el viento", tantas veces me río cuando la escucho, porque me siento un poco así.

Dandelion La Bruja Verde dijo...

Nuhmen Delos, completamente de acuerdo, la espiritualidad es para crecer, para buscar, evolucionar, inevitablemente tiene que haber cambio, por lo menos hasta que encontramos donde encajamos y qué es para nosotros. Me alegra que te haya gustado.

RECOMENZAR dijo...

me gusta como escribes largo tenso bello